Representación de Europa y de los europeos en ”Näkymättömät kädet”

“Eurooppaan voisi melkein ojentaa käden ja kouraista kultahiekkaa. Harraga [*la migración ilegal a Europa] on köyhän ainoa mahdollisuus”, comenta Nadim (p.18) cuando está con Rashid viendo Europa al otro lado del mar, y añade que es mejor morir una vez que sentir vergüenza el resto de la vida.

Näkymättömät kädet” de Ville Tietäväinen trata la migración en Europa a través de historia de migrantes norteafricanos quienes van al sur de Europa, al país prometido de prosperidad, en busca de una vida mejor. En este trabajo me interesa analizar cómo se representa a Europa y a los europeos en la obra y qué simbolizan. Al mismo tiempo que la obra nos abre las causas de la migración, nos revela la realidad triste y aplastante que puede esperar a los migrantes en Europa por causa de cómo son recibidos y tratados.

Europa simboliza en la obra claramente tanto la salvación como la ruina, el paraíso y el infierno. En mente de Nadim y luego de Rashid, como también de muchos otros migrantes, Europa es un sitio de posibilidades y de riqueza y por eso intentan viajar allí. Las razones pueden variar, por ejemplo Nadim alberga esperanzas de mujeres y coches y otras cosas de lujo y Rashid solo quiere poder sostener a su familia, pero todos se quitan Marruecos porque consideran Europa como una salvación a su situación desesperada. Los traficantes de personas prometen trabajo y dinero en Europa y Europa es visto tan atractivo que merece llegar allí por cualquier medio y precio. “En Europa se aprecia a quien intenta”, piensan. Pero desgraciadamente la realidad llega a ser bien diferente: Nadim ahoga ya en el viaje de barco, y Rashid termina primero en Almería trabajando en invernaderos en condiciones inhumanos, luego en Barcelona como vendedor ambulante sin suceso, y al final cuando pierde su trabajo, su alojamiento y todo lo que le queda, pierde finalmente también su mente y se suicida. Aunque intenta y trabaja muy duro, no encuentra nada que miseria e injusticia y vive incluso peor que en Marruecos, vive en “un cuarto mundo”. La única persona a quien le va finalmente bien es el primo de Rashid, pero para las otras personas hubiera sido mejor quedarse en Marruecos.

Hay algunos personajes que tienen una imagen más pesimista de Europa ya desde el principio y que intentan advertir de los peligros de Europa, como el padre de Rachid y un otro hombre marroquí:

”Löytäisit sieltä vain valheen joka tuhoaisi sinut. […] Siellä [Euroopassa] jumalalla on kahdet kasvot. Siellä hän rakastaa ahneita menestyjiä.” (p.55-56)

”Pääsy nöyryyttävästä kurjuudesta ja paluu vauraana sankarina. Se kaikki on PETOSTA! Älkää uskoko kehenkään, joka sanoo löytäneensä sieltä Paratiisin. Hän on kadottanut itsensä ja on lähempänä helvettiä! […] Minäkin lähdin Eurooppaan vain ”muuttaakseni olosuhteita”. Mutta kun näin kirkkaat valot ja materian, unohdin velvollisuuteni. Kaivoksissa tuhosin terveyteni hiilipölyllä ja viinalla. Raadoin vuosia erossa perheestä vain, jotta saisin joskus asua heidän kanssaan rakennuttamassani talossa. Sinä aikana läheiset hävisivät tahoilleen.” (p.26-27)

 Así que en realidad el paraíso de Europa es una ilusión o un paraíso solo para los europeos. A los migrantes se les lleva a la ruina, o de manera que uno se va a morir allí o ya en el viaje allí, o que obtiene riquezas, pero pierde el sentido de la realidad olvidado los valores de su propio país y dando prioridad a las vanidades. A Europa se representa así también como un lugar de vicios y pecado, y a los europeos se describe como egoístas, voraces y viles quienes hacen lo que les dé la gana e intentan ser dueños del mundo. También en Marruecos todavía después de la independización poseen todo lo más valioso, como fábricas, tiendas, y minas.

”Eurooppalaiset ovat halpamaisia ja sydämeltään kovia […] perhe ei merkitse niille mitään. Vanhukset häädetään kotoa, sukulaisuussuhteet katkaistaan, vaimoja ja tyttäriä… […] Hän [Jumala] on luonut koko Euroopan vain koetellakseen meidän uskoamme. […] Palvovat rahaa ja muita epäjumalia, eivät rukoile, paastoa, päihtyvät ja syövät saastaa, varastavat, tappavat toisiaan jopa itsensä, koettavat nousta jumalan yläpuolelle! Mutta jumalan pohjoiset kasvot vain hymyilevät.” (p.57)

Los grupos más representados de europeos en la obra son las autoridades y los que dan trabajo a los migrantes ilegales, entonces los que realmente actúan muy terriblemente humillando y abusando los migrantes, tratándoles como animales o prisioneros de guerra. Los únicos europeos representados como no racistas ni egocéntricos en la obra son los trabajadores de la Cruz Roja quienes intentan dar razón a los guardias de fronteras, quienes a su vez son representados extremadamente racistas. “¿Y ustedes clasifican las personas a ellos a quienes se permite la circulación libre y una vida digna, y a ellos a quienes no?” les preguntan los dos trabajadores de la Cruz Roja. No aparecen muchos europeos comunes y corrientes, pero la definición de “personas decentes”, europeos decentes, es dado a las personas que “golpean la bola blanca en un campo de golf”, como describe Rashid en una escena. Estas personas no son violentas, pero tampoco hacen nada para evitar las injusticias. Son los que concentran en su propia vida cerrando sus ojos de los migrantes y de sus manos invisibles. Los que juegan golf justo al lado de la miseria se los invernaderos, los que compran tomates los que han cultivado los migrantes en condiciones inhumanos y con un sueldo de miseria.

Tampoco visualmente Europa (en este caso más concretamente España) no es representado muy atractivo, no hay hermosas imágenes de tarjetas postales o de lugares turísticos que se ve normalmente, sino que regiones alejadas y muchos callejuelas y escenarios de noche. Casi única representación bonita es en el final con la estatua y con la vista que tiene desde arriba cuando Rashid se suicida. La combinación de colores de gris, marrón, negro y amarillo hacen que las imágenes parecen sucias y este ambiente parecido poco a un fin del mundo pertenece a través toda la obra. Y todo parece bastante parecido, Europa no parece nada más atractivo que Marruecos, sino que a veces incluso aún menos atractivo.

En resumen, Europa y los europeos no son representados de una manera muy halagüeños en la obra y reciben crítica bastante duro. Evidentemente algunas descripciones o representaciones son muy generalizados y exagerados, pero se puede encontrar una semilla de verdad en ellos y nos hace notar que Europa no es igual para todas las personas. La Europa que conocen los europeos puede ser muy diferente de la Europa que llegan a conocer los migrantes. Yo creo que los europeos sí que somos un poco egocéntricos y que la obra nos intenta sacudir un poco y despertarnos de nuestra burbuja.

Un migrante ilegal en los invernaderos acusa a los europeos de abrir las fronteras solo para recibir mano de obra necesario, de haber gastado miles de millones de euros para que los pobres se quedaran pobres, de gastar todo el dinero en quitar las consecuencias de la migración y no las causas, de no querer cambiar el sistema porque el sistema y la economía funciona para ellos mismos. Los europeos no quieren que nadie rompe la perfección de su paraíso. Y muy tristemente todo esto es un poco de verdad. Vivimos nuestra propia vida sin mirar alrededor, somos “las personas quienes golpean la bola blanca en un campo de golf”. Cerramos las fronteras y dejamos la pobreza y miseria fuera para proteger los valores europeos que resultan muchas veces reservados solo para los europeos. Europa tiene dos caras y los europeos tienen un poco de doble moralidad.

 

Bibliografía

Tietäväinen, Ville (2011). Näkymättömät kädet. WSOY.

One thought on “Representación de Europa y de los europeos en ”Näkymättömät kädet””

  1. Enhorabuena por el trabajo Elina!
    Creo que has plasmado bien el resumen y lo que quiere transmitir el libro ”Näkymättömät kädet” de Ville Tietäväinen sobre Europa visto desde el punto de vista de los inmigrantes, así como los contrastes entre lo bueno y malo que puede ofrecer Europa. Has demostrado con ejemplos lo que es Europa para los europeos y cómo es tan diferente el mismo lugar para los inmigrantes. Me gusta la reflexión final que haces sobre la obra y estoy de acuerdo en que sirve para abrir los ojos y ver un trozo de realidad que no solemos mirar.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *